Argentina en el top ten del enoturismo

Italia reina entre los 10 mejores destinos del mundo para practicar enoturismo, seguida de Portugal y España en un ranking donde también aparecen Nueva Zelanda, Chile y Hungría.

Un nuevo ranking desvela los mejores destinos para amantes del enoturismo, con España en una posición destacada (aunque no en cabeza) y pistas interesantes para planificar nuestro próximo viaje.
Datos como el consumo y la producción de vino, la cantidad de viñedos y recorridos con el vino como protagonista, o cifras como el coste medio de una botella son las variables analizadas por la compañía especializada en transporte de equipajes Bounce para despejar las dudas y para determinar los mejores (y peores) lugares para aficionados al enoturismo en todo el mundo.

El índice de los winelovers
Italia encabeza con una puntuación de 8,28 sobre 10 este ranking. Hogar de algunas de las regiones productoras de vino más antiguas del mundo, entre ellas la región del Veneto, una de las más importantes por su calidad y cantidad, pero también la idílica Toscana, Piamonte, Emilia-Romagna, Lombardía, Abruzzo, Trentino Alto- Adigio, Liguria, Campania, Sicilia o Cerdeña
Con aproximadamente 400 variedades de uvas autóctonas y 82 millones de hectolitros por cada 100.000 habitantes se elabora vino para absolutamente todos los gustos. s del país, hay un vino para todos los gustos. También es el mayor productor de vino de nuestro ranking con 82 millones de hectolitros por cada 100.000 habitantes.

Portugal, segunda en el ranking
El segundo puesto de la lista lo ocupa Portugal con una puntuación de 7,88 sobre 10. El país cuenta con dos regiones productoras de vino protegidas por la Unesco, Douro y de la Isla de Pico en Azores, además de la mejor proporción de visitas y tours en esta temática, con 5.531 por cada 100.000 habitantes.
El país cuenta con una marca específica para promocionarse entre los viajeros amantes del vino, Portuguese Wine Tourism, y cada año gana peso en el escenario internacional en este ámbito.

El décimo productor de vino a nivel mundial posee 190.000 hectáreas dedicadas al cultivo de viñedos, de las que 31.000 son de origen protegido y 14.000 de denominación de origen geográfica.
Además, el país presume de ser el octavo exportador de vino y el tercero en número de catas, con más de 250.000 propuestas en todo su territorio, que abarca todas las regiones de Portugal: desde la región Oporto y Norte a Centro de Portugal, Región de Lisboa, Alentejo, Algarve, Madeira y Azores.
Además de visitar bodegas o quintas y realizar catas, el enoturismo en Portugal abarca actividades que van desde visitar museos a joyas arquitectónicas de grandes figuras como Álvaro Siza (premio Pritzker), relajarse en spas y centros de vinoterapia o disfrutar de festivales.

España cierra el podio
Con 7,16 puntos, España cierra este particular podio. Segundo productor mundial, con 81 millones de hectolitros por cada 100.000 habitantes, el país cuenta además con 34 rutas del vino incluidas en el club de producto de la Asociación Española de Ciudades del Vino (ACEVIN) que reciben más de 3 millones de visitantes anuales y agrupan a 2.200 empresas.

Alicante, Arlanza, Arribes, Bullas, Calatayud, Campo de Cariñena, Cigales, El Bierzo, Garnacha-Campo de Borja, Gran Canaria, Jumilla, La Mancha, La Manchuela, Lleida-Costers del Segre, Madrid, Marco de Jerez, Montilla-Moriles, Navarra, Penedès, Rías Baixas, Ribera de Duero, Ribera del Guadiana, Rioja Alavesa, Rioja Alta, Rioja Oriental, Ronda y Málaga, Rueda, Sierra de Francia, Somontano, Toro, Utiel-Requena, Valdepeñas, Yecla y Zamora son actualmente los territorios constituidos como Rutas del Vino según este organismo.

Los mejores destinos de enoturismo fuera de Europa
Pese a ‘perder’ frente a Italia y Portugal, España se sitúa en la clasificación por delante de Francia, que logra una puntuación de 6,86.
Le sigue el primer país no europeo de la lista, Nueva Zelanda, donde el enoturismo crece en paralelo a la superficie dedicada al cultivo de la vid, que ha pasado de unas 30.000ectáreas en 2007 a las más de 40.000 que ocupa en la actualidad, y al prestigio de sus vinos: sus sauvignon blanc son tendencia y la calidad de la mayoría de sus bodegas es indiscutible.

En el primer lugar

El vino argentino es el más barato por botella de nuestra lista, superando a la competencia por $1,32. El vino en Argentina es tan asequible ya que históricamente los productores de vino se centraron más en la cantidad que en la calidad, lo que resultó en grandes cantidades de vinos de menor calidad con un precio más bajo.

Fuente: https://usebounce.com/blog/the-wine-lovers-index