“Fitur 2020: Desencanto”

“La experiencia de FITUR como primera feria internacional en la que participa nuestro país bajo el mandato de Alberto Fernández tuvo varios puntos de desencanto”

La experiencia de FITUR como primera feria internacional en la que participa nuestro país bajo el mandato de Alberto Fernández tuvo varios puntos de desencanto.

Las expectativas, de acuerdo a lo que se venía haciendo desde hace más de 10 años, eran muy altas, pero la realidad se chocó contra lo imaginado.

En primera instancia el stand fue insuficiente para la cantidad de empresarios reconvertidos, nuevos funcionarios que sienten la necesidad de acompañar al nuevo ministro y dirigentes que buscan su espacio  en esta nueva etapa.

Trabajar en ese reducido espacio, fue una tortura que generaba broncas en casi todos, aunque pocos se animaban a comentarlo en voz alta.

Los procesos de transición entre un gobierno que se va y otro que llega parecería ser un problema de difícil solución.

Permanentemente se le echa la culpa al que se fue y sinceramente, los únicos actores privilegiados  que mantienen la continuidad son los empresarios/dirigentes, quienes deberían mediar en la transición para poder hacerle frente a una superpoblación de expositores como tuvo esta Feria.

Como hemos dicho muchas veces, los empresarios y dirigentes del sector deberían ser un poco más respetuosos de sí mismos intentando que sus palabras sean escuchadas en función de la imagen que pretenden dar de nuestro país.

Un párrafo aparte para la nueva imagen Marca País que se estrenó en FITUR 2020. Ni aún queriéndolo se podía hacer algo con tan poco criterio. Una escarapela con un corazón amarillo que generó más confusión que identificación.

Realmente poco imaginativo, poco creativo, y si bien nosotros criticamos el logo de la A sobre un círculo celeste, como en su momento lo hicimos también con aquel que representaba a la Cruz del Sur sobre un fondo muy similar y que se había hecho en la gestión de Hernán Lombardi al frente del Ministerio de Turismo.

¿Para qué tanto apuro? Parecería ser que para los argentinos el país cambia de acuerdo al gobierno de turno. ¿Será así?

En el encuentro del martes por la noche denominado Equipo Argentina, organizado por la Cámara Argentina de Turismo, y en donde estuvieron presentes casi todos los participantes de FITUR por Argentina, se escuchó un velado reproche porque el evento estaba auspiciado por Air Europa y no por Aerolíneas Argentinas.

Tal vez no todos los presentes sabían que  cuando se comenzó a pensar en la participación argentina en FITUR 2020 la CAT le solicitó a AR su colaboración como sponsor y la gestión anterior con Guillermo Dietrich y Luis Malvido a la cabeza, le negaron rotundamente su auspicio, razón por la cual tuvieron que recurrir a Air Europa, pero podría haber sido cualquier otra: GOL, Latam, Iberia… o cualquiera que hubiese acercado una migaja.

Definitivamente estas son algunas de las miserias de nuestro país a nivel político que deberían cambiar para que cuando nos presentemos hacia afuera seamos un país y no un cúmulo de intenciones como lo estamos siendo en este momento.

Si Argentina en esta nueva etapa pretende presentarse como un país serio, debe empezar por ser un país serio.

El turismo es una materia importante para nuestro país y quienes formamos parte de esta apasionante actividad debemos ser los primeros en creerlo.