En el 2022 viajar está por delante de todo

Una encuesta llevada a cabo por Travelport muestra que tras dos años de cierre de fronteras los ciudadanos priorizan los viajes sobre el entretenimiento, las compras e incluso el cuidado personal. Pero el proceso de venta todavía tiene complicaciones que no satisface a todos. Es tiempo para que los agentes de viajes pongan manos a la obra.

Travelport, una empresa tecnológica global que impulsa las reservas de cientos de miles de proveedores de viajes en todo el mundo ha revelado una nueva encuesta que destaca el entusiasmo por viajar en 2022.

En un estudio encargado por Travelport y realizado por Toluna Research, miles de encuestados de siete países diferentes afirmaron que incluso estarían dispuestos a renunciar a algunas de sus cosas favoritas durante seis meses o más con tal de viajar.

•          El 71% de los encuestados renunciaría ir a conciertos

•          El 64% dejaría de comprar ropa nueva

•          El 63% renunciaría a los tratamientos de spa

•          El 60% no iría al cine

•          El 53% dejaría de hacer deporte

•          El 36% dejaría de cenar en restaurantes

Aunque los últimos dos años han supuesto un reto importante, el sector mundial de los viajes recuperó más del 50% de su actividad bruta a finales de 2021’, comenta Jen Catto, Chief Marketing Officer para Travelport.

Si esta tendencia sigue la misma trayectoria, podría alcanzar el 85% de recuperación a finales de este año. El deseo reprimido de viajar es fuerte. Los resultados de nuestra última encuesta lo demuestran claramente, poniendo de relieve cuántos caprichos está dispuesta a sacrificar la gente para volver a viajar’.

Sin embargo, no todos los aspectos de la experiencia del viaje recibieron el mismo nivel de entusiasmo. Se produjo una notable brecha de experiencia entre el alto grado de disfrute que obtienen los encuestados al irse de vacaciones y la frustración que experimentan al reservar ese mismo viaje.

•          El 43% de los encuestados de Estados Unidos, la región más importante en cuanto a viajes no encuentra agradable la reserva de viajes. Y si el 43% del mayor mercado de viajes del mundo está descontento, el sector tiene un gran problema.

•          Pero el 95% de ese mismo grupo disfruta de la experiencia de estar de vacaciones

A nivel mundial, los viajes se clasificaron como la actividad más agradable, pero cuando se trata de comprar para viajar, el sector cayó al puesto número cuatro, por detrás del sector moda y la electrónica. Y esto no es sólo una cuestión generacional. Una cuarta parte de los encuestados de la Generación Z coincidieron en que la complejidad de buscar, comparar y reservar ofertas de viajes no es divertida.

Las personas no disfrutan de las compras de viajes porque son demasiado complicadas. Sobre todo si se compara con otros artículos que se reservan o compran a diario. Estas son las más fáciles de comprar en línea:

1-Hacer una reservación online en un restaurante
2-Comprar ropa online
3-Navegar y comprar productos electrónicos/físicos online
4-Los viajes

En promedio, los viajeros visitan 38 web diferentes antes de reservar su viaje. Otros sectores se han adelantado en términos de simplicidad e innovación, evolucionando con las sofisticadas expectativas de sus consumidores y cambiando sus percepciones con el tiempo. El veredicto es: no transparente = más complicado = menos divertido. Las escasas opciones de comparación también contribuyen a la sensación de “costes ocultos”, lo que erosiona la confianza, y el 60% de los clientes piensa que los viajes no son lo suficientemente directos.

Otros sectores se han adelantado a los viajes en términos de simplicidad e innovación. Las expectativas de los clientes han cambiado y son cada vez más sofisticadas. El sector de los viajes, en cambio, se ha quedado incluso por detrás de la banca en cuanto a la percepción de su innovación. Sí, incluso menos innovador que el sector de la banca. Los clientes soportan las malas experiencias de la venta minorista, porque les encanta estar de vacaciones. Es una situación de riesgo. Basta con que un disruptor se introduzca en el punto ciego de los viajes para que suponga una amenaza real para el sector. 

Hasta las agencias acuerdan en que es una tarea complicada
Las agencias de viajes están de acuerdo en que la venta de viajes debería ser mucho más sencilla. Tres cuartas partes, el 74% de los agentes encuestados, están de acuerdo en que la compra-venta podría simplificarse. Y el 86% de los agentes están de acuerdo en que la modernización les ayudará a vender más.

La comparación es compleja
La falta de transparencia a la hora de comparar ofertas está generando complejidad en los viajes. Por supuesto, los viajes tienen sitios de comparación de precios como cualquier otro sector. Pero elegir la oferta adecuada es mucho más que el precio, y eso es lo que lo hace más difícil.

A las familias (el grupo demográfico de los encuestados que más viajan en estos momentos, con un 42%) les resulta especialmente complejo comparar ofertas. Y seamos sinceros, ya tienen bastante con lo que tienen que hacer.

A un tercio de las familias les resulta difícil y les lleva mucho tiempo comparar ofertas a la hora de buscar y reservar vuelos y hoteles. Así que no es de extrañar que una cuarta parte (23%) de las familias no disfrute buscando y reservando viajes.

Reservas de viajes de negocios debería ser tan sencilla como los de ocio

Los viajeros de negocios siguen siendo viajeros. Esperan la misma experiencia al reservar un viaje de empresa que al reservar unas vacaciones. Pero no lo están consiguiendo.

El 87% afirma que reservar un viaje de negocios debería ser tan fácil como reservar unas vacaciones. Pero el 42% dice que reservar viajes de negocios es más difícil.

Nuestros clientes de las agencias de viajes reconocen que es necesario un cambio y están de acuerdo en que las normas de venta minorista deben ser similares tanto en los viajes de ocio como en los de empresa.

El 82% de los agentes de viajes corporativos afirman que la venta digital moderna y la experiencia del cliente se aplican tanto a los viajes de negocios como a los de ocio.

La solución es el agente de viajes

El estudio determinó que las personas quieren una experiencia de compra de viajes en la que pueda buscar y reservar todo en un solo lugar. Por eso las agencias son las más indicadas para impulsar la innovación en nuestro sector y convertirse en verdaderos minoristas de viajes modernos.

El 45% de los encuestados preferiría reservar todo un viaje a través de un solo sitio web, que ofrezca la posibilidad de elegir entre aerolíneas, hoteles, empresas de alquiler de coches / automóviles y extras. En particular, la generación más joven de viajeros quiere que las agencias mejoren su oferta comercial. El 50% de la generación Z preferiría reservar todo el viaje a través de un sitio web.

Los clientes no quieren la opción más barata. Su principal preocupación es ver toda la oferta. Y la verdad es que sólo las agencias de viajes tienen la amplitud de opciones para ofrecer una verdadera venta al por menor. Pueden ofrecer más que cualquier sitio web de una aerolínea u hotel.

El 81% de las agencias de viajes está a favor de la venta digital moderna para mejorar la experiencia del cliente.

‘Con la demanda de viajes repuntando a su ritmo más fuerte desde que comenzó la pandemia, es imperativo que la industria escuche a sus clientes. Ahora es el momento de arreglar el proceso de comprar y vender viajes, poniendo la comodidad del consumidor y la amplitud de la oferta por encima de todo. Si devolvemos la claridad, la confianza y la diversión en las compras de viajes, podremos aumentar la confianza, generar negocios repetidos e inspirar una verdadera lealtad, el punto de referencia del éxito de la venta de viajes’.

Fuente: https://www.travelport.com/retailing-report/es