Primer paso a la Ley de Recuperación del Turismo

Ayer se realizó la sesión virtual de la Cámara de Diputados donde la Comisión de Turismo, presidida por Alfredo Cornejo, logró dictamen sobre el proyecto de ley presentado por Fernández Patri. Se trata de un Plan de Auxilio, Capacitación, Infraestructura y Promoción del Turismo Nacional.

Fueron varias horas en las que en primer lugar se escuchó a los representantes del sector turístico nacional explicando porqué es necesario contar con una ley de Emergencia para pasar luego a votar entre los dos proyectos que previamente habían consensuado dentro de la Comisión y que dejó de lado la expresión “Emergencia” que anhelaba el sector privado.

El proyecto fue impulsado por el diputado Ramiro Fernández Patri (Frente de Todos) y se impuso por 17 votos frente a 14 a un despacho que declaraba la emergencia económica, productiva, financiera, fiscal y laboral del sector turístico, impulsado por los diputados Alfredo Cornejo (UCR) y Gustavo Menna (UCR).
Fernández Patri destacó las medidas impulsadas desde el Poder Ejecutivo hacia el sector, como la Asistencia de Emergencia para el Trabajo y la Producción (ATP) y el envío del proyecto de moratoria impositiva. En ese sentido, su texto propone un plan de auxilio, capacitación, infraestructura y promoción del turismo nacional, vigente desde la promulgación de la ley hasta el 31 de diciembre, prorrogable por 180 días.
“Estamos proponiendo que todos los prestadores de turismo nacional queden contemplados, cuando el aislamiento haya provocado el cierre de las actividades”, explicó. “El proyecto piensa en las empresas, en los trabajadores y, una parte muy importante, en los consumidores”, resumió.
Por su parte, Cornejo, presidente de la Comisión, defendió la declaración de la emergencia turística por el período de un año, desde marzo de 2020, momento de inicio del aislamiento social, preventivo y obligatorio.
“Desde el sector turístico, nos han pedido auxilio, seguridad jurídica, beneficios fiscales y ambos despachos en sus fundamentos dicen reconocer la situación de emergencia del sector, pero no han podido ser conciliados”, mencionó el titular de la Comisión, al hacer mención a las reuniones con el Ministerio de Turismo y con miembros del oficialismo con la intención de unificar un dictamen.
Igualmente, Cornejo se diferenció del dictamen de mayoría respaldado por el Frente de Todos: “El despacho del oficialismo propone promover el consumo, la verdad es que es un mecanismo errado. El motor de la economía es la inversión, no el consumo”.
“Son dos formas de enfrentar la pandemia: una es tratando de que no caigan las empresas y otra es sostener el empleo financiándolo con gasto fiscal a discreción del Ejecutivo”, alegó Cornejo.
Del mismo modo, el diputado Gustavo Menna (UCR) consideró que el turismo “es el sector más afectado por la pandemia y las medidas de aislamiento”. “El contexto requiere una ley de emergencia que sea lo más eficaz posible y el Congreso no puede hacer oídos sordos para conjurar una situación tan grave”, fundamentó.

Las exposiciones una a una

El primero en hacer uso de la palabra fue el presidente de la Cámara Argentina de Turismo, Aldo Elías. En su presentación destacó lo que aporta el turismo al país y que debe ser uno de los 4 pilares sobre los que debe asentarse la Argentina, que es el 4to complejo exportador del país con 5400 millones de dólares en ingresos en 2019. Para dejar en claro el efecto de la pandemia dijo que en lo que va del año sólo ingresaron 900 a 1000 millones.
Les recordó a los Diputados que va a se la última actividad en recuperarse y en volver a la normalidad a regresar al equilibrio, por eso es importante contar con esta ley para que no pierdan plata, que no tengan que cerrar o despedir empleados.
Los aspectos esenciales que deben figurar en la ley serían:
Vigencia, nunca menor a un año, es lo que estiman como mínimo tanto la WTTC o la OMT para que el turismo comience su recuperación.
Los sujetos comprendidos: todas las actividades que se rigen por la Ley nacional de turismo. No hay que diferenciar entre empresas grandes y chicas, toda la actividad turísticas está parada.
Las ATP deben ser prevsibles ya que ahora se van conociendo mes a mes.
Beneficios fiscales: diferimientos fiscales que no se han establecido. Ya van 120 días y vienen otros tantos.
Que los viajeros tengan un beneficio de IVA si viajan por el país
Reprogramaciones y devoluciones: fomentar las reprogramaciones para evitar confrontaciones con Defensa del Consumidor. Esto sirve para no quitarle a la empresa el poco dinero que le quede. Generar un círculo virtuoso para que ninguno pierda.

Le siguió el presidente de la FAEVYT, Gustavo Hani, quien informó a los Diputados que las agencias de viajes ya venían de un cierre de 2019 con una fuerte caída en las ventas por la crisis económica, el efecto del Impuesto País y el cierre de las fronteras. Ya en enero cayeron las ventas el 52%.
A eso se le sumaron otras malas noticias como el cierre de LATAM Argentina y la quiebra de otras aerolíneas. En el medio están los agentes de viaje con economías muy deterioradas los que en estos meses trabajaron en repatriar argentinos que estaban en el exterior sin ganar un peso.
Quedaron en el medio en la Ley de Defensa del Consumidor que exige responder a obligaciones ajenas ya sea de aerolíneas o prestadores de servicios, prestadores que no hacen devolución de dinero sin ingreso.
Con este panorama se hace muy difícil mantener personal y estructuras cuando hay facturación cero.
Como ejemplo mencionó en caso del cierre de EVES, la agencia más antigua en actividad y que no es un caso aislado, hay un frágil estado del sector y necesita urgentes medidas.
Repitiendo los pedidos ya hechos por la CAT como la vigencia de un año de ayuda; que comprenda a todas las empresas independientemente de su tamaño; que se preserve las empresas ya que no hay empleados si no hay empresas; imposibilidad de cumplir obligaciones fiscales por un año ya que hay 25 mil familias que viven en forma directa de las agencias de viajes.

Graciela Fresno, presidente de FEHGRA, tomó la palabra para hacer mención específica del sector que representa con 650 mil empleados y que corre serios riesgos de continuidad. Lo mismo hicieron Héctor Viñuales presidente de FEDECATUR; Roberto Amengual, presidente de la AHT.

Con ponencias más breves se hicieron presentes Marcela López Ghitta de la Cámara de Esquí y Montaña; Carlos Pelli de AAETAV; Marcelo García de la Asociación Centro de Idiomas de Argentina; Daniel Manzella de Destino Argentina; Pablo De Luca de la CCGLAR; Miguel Cané de la Cámara Argentina de Turismo Medico; Daniel Catzman de AAPA; Alejandra Barzani de AVAECE y María Lucila Roth de Agentes de viajes autoconvocados.

Los diputados exponen

Fueron varios los representantes de la Cámara los que hablaron de los dos proyectos en discusión, José Luis Ramón, Unidad y Equidad Federal Mendoza; Gustavo Mena Bloque UCR, Chubut; Ramiro Fernández Patri, Frente de Todos, Formosa; Lorena Matzen, UCR Río Negro; Jimena Latorre, UCR Mendoza y Virginia Cornejo PRO Salta.

Luego tras la votación quedó con media sanción el proyecto de Ley presentado por Fernández Patri, que adjuntamos a continuación:

Ley-de-Recuperación-del-Turismo-