Suspensión de vuelos por la crisis del Covid-19

Más restricciones a los traslados por vía aérea fueron anunciados ayer desde las más importantes líneas aéreas. Ahora se suman también destinos europeos.

La crisis del coronavirus está expandiéndose y a diario registra nuevos episodios. Hoy se ha sabido la decisión de American Airlines de suspender hasta abril sus vuelos a Milán, Italia. La compañía volaba desde Miami y Nueva York a la capital lombarda.

Lufthansa ha confirmado la suspensión de un cuarto (el 25 por ciento de su operación mundial y europea) debido a la caída de actividad derivada del coronavirus.

Por otro lado, Emirates ha admitido que está en serios problemas por culpa del coronavirus. Según un e-mail que ha publicado la agencia Reuters, Emirates ha pedido a los tripulantes y otro personal que cojan todas las vacaciones pagadas que necesiten así como que se vayan de vacaciones no pagadas, debido a la crisis de clientes. Emirates ha confirmado el e-mail a la plantilla, pero no ha querido proporcionar más datos.

El Al, la compañía aérea de Israel, ha anunciado el despido de 1.000 trabajadores como consecuencia de la crisis del virus.

En Nueva Zelanda, la falta de viajeros ha llevado a la compañía a bajar hasta los nueve dólares el precio de sus vuelos interiores, debido a que los algoritmos obligan a atraer pasajeros. En China, por su parte, los vuelos interiores de las compañías están a precios inferiores a los tres euros, en un intento desesperado de llenar aviones que vuelan más por servicio público que por negocio.

Turkish Airlines ha anunciado la suspensión de los vuelos a Italia, Corea del Sur e Irak –China ya estaba suspendida—debido a la caída de la demanda a estos destinos.

Un vuelo de la aerolínea surcoreana Asiana regresó a su base en Seúl cuando estaba viajando a Vietnam, una vez este país se negó a recibirlo en Hanoi. La razón, obviamente, el miedo al virus. Tal vez más noticia es que el avión apenas transportaba 40 pasajeros, lo que indica la gravedad de la crisis.

En China, por su parte, el Gobierno ha asumido la gestión de Hainan Airlines, que era propiedad del grupo HNA y que, estando en mala situación económica, no ha podido superar la crisis actual.

Fuente: https://www.preferente.com